Esta mañana Luis Spahn habló en Conferencia de Prensa para dar cuenta, principalmente, de los trabajos que se vienen realizando en la infraestructura del club, lo que comprende el Estadio 15 de Abril, los vestuarios de fútbol profesional, la Oficina de Socios y la fachada de la sede.

Previo a la Conferencia de Prensa se realizó una recorrida por los distintos espacios que han tenido mejoras y avances notablemente visibles: la escalera de acceso a la Platea Alta, las plateas y medio escalones en dicho sector, el cerramiento de cabinas en el nuevo sector de prensa y en los palcos ya existentes, la colocación de boxes en el vestuario de fútbol profesional y mejoras en este sector en general, avances tecnológicos en la Oficina de Socios y la colocación de pantallas de Led y nueva cartelería institucional en la fachada del club.

Concretamente, con lo que tiene que ver con la Platea Alta, cabe mencionar que se realizaron obras complementarias que permitirán la habilitación total de la misma con una capacidad estimada en 2.000 butacas, que sumados a los 400 lugares de los futuros palcos que se espera poder concretar en breve, elevará la capacidad del estadio a 25 mil espectadores.

De estas obras, la principal es la construcción de la escalera central de 5 metros de ancho por 26 de largo y 13 metros de alto. Dicha escalera permitirá utilizar la totalidad de los lugares disponibles en la Platea Alta. Hoy solo estaba la habilitación para ubicar 850 espectadores, por lo que esto permitirá vender nuevas plateas a los socios de Unión para que disfruten de los partidos desde un lugar de privilegio. Esta obra significó para el club una erogación cercana a los $750.000, fue construida en los tiempos previstos y servirá para cubrir las exigencias en normativas de seguridad. También se completó casi en su totalidad la instalación de las butacas en el sector, y se contruyeron los escalones intermedios de todos los pasillos de dicha platea con un costo de $70.000, ajustando las medidas de seguridad y en especial en el pasillo por donde los periodistas acceden al sector de prensa.

Además se están colocando en este momento para poner en funcionamiento para el sábado, tres cabinas de transmisión en el referido sector nuevo para la prensa y un palco para albergar a los dirigentes de los clubes visitantes, dándoles seguridad y comodidad para disfrutar del espectáculo deportivo. Estos dos trabajos fueron presupuestados en casi $110.000.

La otra gran novedad, especialmente para los palquistas, es el cerramiento de la pared sur de los palcos históricos protegiéndolos de las inclemencias climáticas y dándoles un poco más de privacidad. El objetivo es en una segunda etapa, cambiar las añejas butacas y construir un alero que servirá a la vez de desagote del agua de lluvia que junta la platea alta. La obra tuvo un costo de $160.000 afrontados con recursos del club.

Por otra parte, en el receso se concluyó con la remodelación de todo el setor de Vestuarios del plantel profesional y la Zona Mixta para la Prensa. Ya se había reconstruido a nuevo el vestuario local, con ampliaciones, aire acondicionado y colocación de boxes individuales para cada jugador. Algo similar se realizó en el vestuario de árbitros. En el receso se refaccionó el vestuario visitante y se acondicionó toda la zona mixta; hoy Unión presenta para su plantel profesional y para los equipos visitantes vestuarios acordes a las exigencias del fútbol de Primera División en la Argentina. El gasto en todas estos trabajos superó los $240.000.

Además de las obras mencionadas, hubo un trabajo de modernización en todos los accesos al Estadio 15 de Abril y en hacer funcionar eficientemente el sistema integral de control de ingresos de público. Hoy el estadio tiene 31 molinetes funcionando y no dejan pasar al espectador si el carnet de socio no es el original o si no tiene paga la cuota correspondiente que habilita su ingreso. 16 molinetes están ubicados sobre el ingreso por calle Cándido Pujato a la popular, seis en el ingreso a la Platea Redonda y Platea Suroeste, tres destinados a la nueva Platea Alta, dos al ingreso para Palcos y Preferencial y cuatro en el ingreso a platea Sureste y Codo de Mujeres. Con ello se logró fidelizar al socio que concurre a la cancha. Para esto se hizo una importante inversión económica comprando 5.000 nuevos carnets, placas y lectoras para poner en todos los molinetes, que se interconectan con el sistema, computadoras y demás elementos relacionados, totalizando más de $120.000.

Por otra parte, se ha refuncionalizado la Oficina de Socios, incrementando el número de empleados para atención del asociado, se adquirieron nuevas computadoras e impresoras de carnet y se trabaja para ofrecer un mejor servicio y mayores comodidades. En este sentido, ya se encuentra disponible en la web oficial del club un sistema para asociarse a través de la misma por medio del débito automático de tarjeta de crédito o la implementación de la Oficina de Socios Móvil, presente en filiales, peñas o cualquier evento que albergue a unionistas. En este aspecto los gastos alcanzaron los $70.000.

Por último, se realizó un acuerdo comercial con la empresa Multiled para encarar una reestructuración total del frente de la sede del club. Es así que ahora todo tipo de publicidad solo será reproducida a través de las tres pantallas led instaladas en el club (una de 7 por 5 metros en el centro, una de 4 por 3 sobre la esquina de Bv. Pellegrini y Lopéz y Planes y una de 3 por 2 en la esquina de Lopéz y Planes y Cándido Pujato en el Estadio Ángel Malvicino). Además, se incorporaron gigantografias, letras corpóreas, eslóganes y se esta trabajando en un nuevo sistema de iluminación, que busca reflejar lo que significa Unión como institución social, deportiva, histórica y masiva.

En resumidas cuentas, el Club destinó más de $1.500.000 de recursos propios para afrontar nuevas obras y mejoras. Y sin dudas, esto va de la mano de un crecimiento institucional en la masa societaria del club, habiendo superado ya los 18.000 asociados.